Seguidores

viernes, 30 de marzo de 2012

Alcohol


Alcohol

Aquella tarde fue terrible, había compartido copas con un grupo de amigos. El alcohol me pone mimoso.
La noche estaba a pleno, la música aturdía, entonces la vi. Quedé obnubilado, su cuerpo era perfecto, una boca que invitaba al pecado, la naturaleza había sido pródiga con ella. Debe ser mía, pensé, y no lo dude. Me sentía un ganador, sus caricias y la mirada lasciva hicieron el resto.
Ya en la habitación, todo era pasión, desenfreno, pero….
Cuando la vi desnuda, mis ojos desorbitados vieron ese aparato, se me erizó la piel, el lo tomo en su manos y me preguntó; ¿Te gusta?
No lo pensé, me arrojé a través de la ventana, aún guardo huella de mis heridas, pero he dejado de beber.

14 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias David, "La vida te da sorpresas"

      Eliminar
  2. Muy bueno y ciento por ciento creíble.
    El miedo no es zonzo. A un compañero de trabajo en Comodoro Rivadavia le pasó algo similar: descubrió "la yapa" cuando estaba franeleando en su Fitito, frente al mar...
    Todavía me río y han pasado veinticinco largos años. Supongo que desde ese día hacía como "Cocodrilo Dundee", el personaje de película, que manoteaba abajo antes que nada...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que esto nunca me ocurra, debe ser "dura" la experiencia.

      Eliminar
  3. A un jefe mío le pasó lo mismito no se tiró por la ventana y no sé si se la tiró lo cierto es que siguió dando por culo
    ;9
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mientras le haya gustado allá el.
      Gracias por la visita.

      Eliminar
  4. Hola Luis, qué experiencia que a mi gusto ha de ser horrorosa para alguien que no guste de esas prácticas... jaja, pero todo en la vida enseña y tuvo algo muy positivo..."dejar de beber".
    Beso grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Paula, por suerte a mi nunca me paso, ademas no bebo.
      te dejo un abrazo y agradezco tu visita.

      Eliminar
  5. ADIOS A LAS ADICCIONES.
    HABIA PERDIDO TUS ENLACES AMIGO, MEJOR LOS PONGO EN LOS BLOG QUE MAS LEO Y ASI NO TE PIERDO MAS.

    SALUDOS
    CARLOS

    ResponderEliminar
  6. Las adicciones no son buenas, sacas un lado de ti que no conoces y en muchas ocasiones te asusta lo que descubres. Muy bueno, Moli!!!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Querida Mariam! que guste verte por aquí.
    Este blog ya está sin uso hace casi dos años, el que he vuelto a reabrir es "Los delirios del Moli" cuyo link está en la parte superior Izquierda.
    Gracias por tu visita.

    ResponderEliminar
  8. Extrañaba tu sentido del humor.
    Excelente mi amigo.
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo hoy de casualidad entre al blog y me encuentro este comentario tuyo.
      Gracias por tus conceptos.
      Un abrazo

      Eliminar